La Patagonia sigue perdiendo recursos

Publicado por Real Chubut - Agencia de Noticias 16-04-2018 Provincial

El gobierno nacional continúa con su política de ahogo financiero a las provincias de la Patagonia como consecuencia de la aplicación del Pacto Fiscal. Durante el primer trimestre del año, las jurisdicciones de Tierra del Fuego, Santa Cruz, Chubut, Río Negro y Neuquén recibieron entre 15 y 20 puntos porcentuales menos de incremento en los Recursos de Origen Nacional (coparticipación, leyes especiales, Fondo Federal Solidario y compensaciones) que el dinero recibido por la Provincia y Ciudad de Buenos Aires.  Es decir, mes a mes se confirma que el “Consenso” impulsado por la Administración central no es más que el beneficio casi exclusivo para las dos jurisdicciones del Área Metropolitana, claves para el proyecto político de la Alianza Cambiemos.

El esquema de compensaciones ideado en el Pacto Fiscal también ratifica el esquema de ahogo financiero. A pesar de ser una de las regiones más afectadas por el mal llamado “Consenso”, en el primer trimestre del año las 5 provincias de la Patagonia sólo recibieron el 7 por ciento del total de compensaciones erogado por el Tesoro Nacional.

Lo que sucedió con Chubut durante los dos primeros meses del año fue el ejemplo práctico del esquema extorsivo delineado por la Administración central con su Pacto Fiscal. Mientras que la Legislatura de la provincia esquivaba el tratamiento del famoso “Consenso”, el Gobierno de la Alianza Cambiemos dejó de enviar recursos a la provincia (compensaciones y Fondo Federal Solidario). Y una vez que la Legislatura convalidó la “extorsión”, el Gobernador Mariano Arcioni profundizó el ajuste.

Pero Chubut no es la única jurisdicción de la Patagonia perjudicada por la política fiscal del Gobierno nacional. El Pacto Fiscal fue un mecanismo por el cual la Administración central le quitó recursos genuinos a las provincias a cambio de un esquema de compensaciones arbitrario, decidido por la lapicera de la Casa Rosada. Pero es más complejo aún. Los incrementos que reciben las jurisdicciones por coparticipación y recursos de origen nacional también presentan una fuerte discriminación, donde CABA y Provincia de Buenos Aires son las más beneficiadas. Nada nuevo bajo la oscuridad macrista.

Durante el primer trimestre del año, la Ciudad de Buenos Aires tuvo un incremento de los Recursos de Origen Nacional del 62 por ciento en la comparación interanual, mientras que la Provincia de Buenos Airestuvo una suba de 56 por ciento. Las provincias de la Patagonia estuvieron muy por debajo de esta distribución: Neuquén y Chubut crecieron sólo un 41 por ciento, Río Negro y Santa Cruz un 42 por ciento y Tierra del Fuego un 43 por ciento.

¿Por qué las dos jurisdicciones predilectas por el macrismo reciben más recursos de origen nacional?Antes del Pacto Fiscal y durante el primer año y medio de la gestión Macri, la distribución de recursos era otra: la jurisdicción que recibía los mayores incrementos era CABA a partir de una modificación por decreto del porcentaje de coparticipación que recibía y le seguían las tres provincias (Santa Fe, Córdoba y San Luis) que habían obtenido un fallo favorable en la Corte Suprema de Justicia sobre los recursos detraídos a la Anses. Las 19 provincias restantes recibían incrementos similares entre sí y muy por debajo de los tres ejemplos mencionados con anterioridad. Con el Pacto Fiscal impulsado el año pasado, las únicas jurisdicciones beneficiadas son CABA y Provincia de Buenos Aires.

En cuanto a las compensaciones, pensadas para equilibrar las cuentas fiscales de las provincias a partir de los recursos que pierden producto del mal llamado “Consenso”, la Patagonia solamente recibió, durante el primer trimestre del año, el 7 por ciento del total de estos recursos.

Las compensaciones, que son acotadas en el tiempo, mejoran un poco los niveles de incremento de la coparticipación pero en realidad expresan los recursos que Nación le quitó a las provincias. Por lo tanto deberían ser tomados como una contingencia y no como una verdadera distribución federal de ingresos. Por caso, para 2019 la provincia de Santa Cruz deberá resignar aproximadamente un 20 por ciento de su recaudación (Ingresos Brutos), los cuales no serán compensados.

En esta lógica de quitarle recursos a las provincias, el Fondo Federal Solidario, que surge de un porcentaje a las retenciones a la soja, registró un descenso promedio del 11 por ciento durante el primer trimestre del año. Es en este rubro donde la Administración central mostró su verdadero federalismo ya que tanto las provincias de la Patagonia como las jurisdicciones del AMBA perdieron un 8 por ciento de ingresos durante los primeros tres meses del año en la comparación interanual.

Fuente: Cadena del sur


COMPARTIR EN:

¿QUE TE PARECIO ESTA NOTICIA?

DEJANOS TU COMENTARIO - TU OPINION NOS INTERESA

PUBLICIDAD